Los pequeños aprenden muy rápido a usar la tecnología. Al contrario que nosotros, han nacido en un mundo en el que ya existen todo tipo de dispositivos y aparatos capaces de conectar a la red. En este marco, muchos de ellos utilizan YouTube y otros portales para ver sus vídeos favoritos. Pero este uso tiene peligros evidentes, ya que los más jóvenes de la casa pueden encontrarse con vídeos que no tienen contenidos adecuados. Violencia, sexo… Sami Kids Safe Video Player es una simpática aplicación para Android e iOS que nos trae diferentes vídeos para los más pequeños, con un control más férreo sobre los contenidos que ven nuestros niños. ¿Quieres saber cómo funciona?

 

Una plataforma muy simpática para los más chicos

Sami Kids Safe Video Player enseguida llama la atención por su diseño desenfadado. La interfaz de esta herramienta tiene un fondo de color azul claro y unos iconos muy simpáticos de varios animales en la parte superior para movernos entre los diferentes apartados de la app.

Así, contamos con un rincón para los vídeos relativos al aprendizaje de los más pequeños. Entre los clips que se incluyen nos ha gustado mucho los vídeos de tarjetas para aprender diferentes palabras en español y en inglés en categorías como animales, comida o números. También destaca el vídeo para aprender los diferentes sonidos de los animales.

En el segundo apartado de series encontraremos personajes míticos como Pocoyó, Tao o Peppa Pig, en capítulos completos o en vídeos específicos. Para los más marchosos se ha creado un apartado denominado “Baila”. Dentro de él contaremos con distintas canciones de grupos como Pica-Pica o lecciones de baile para aprender a mover el cuerpo.

Pero claro, tampoco podía faltar en esta colección una categoría específica para que los jóvenes se diviertan con vídeos graciosos. Y como es normal, los animales tienen una importancia decisiva con sus aventuras. Gatos que sacan la lengua, perros que hacen sentadillas o leones que dan abrazos cariñosos. Una excelente manera de que las risas de nuestros hijos retumben por la casa. El último de los iconos dirige a los vídeos que tengamos marcados como favoritos.

 

Control parental

Los contenidos que nos ofrece de manera predeterminada esta aplicación han sido aprobados por un grupo de expertos en educación. Una garantía para evitar que los peques vean vídeos inapropiados. Si entramos dentro del panel de configuración también se nos abre otra opción para completar las funciones de esta aplicación. Si presionamos sobre el  botón de lupa, podremos buscar vídeos a través de la plataforma de YouTube y añadirlos a las distintas categorías con las que cuenta esta app. Una característica que nos puede dar mucho juego y personalizar la experiencia a nuestro gusto.

Por cierto, esta app también nos ofrece la posibilidad de establecer un contador de tiempo de entre un minuto y 100 minutos para asegurarnos de que nuestros hijos no pasan demasiado tiempo pegados a la pantalla.

No queremos terminar el repaso de Sami Kids Safe Video Player sin tratar un último punto. Esta app se puede configurar en cuatro idiomas diferentes. Además del español, también se encuentra en catalán, alemán o inglés. Una característica muy útil si el pequeño ya tiene algunos conocimientos en estos idiomas y utilizamos la app para que practique. En definitiva, una aplicación bonita, útil y muy simpática para controlar los vídeos que ven los jóvenes de la casa.

 

Más info: SamiKidsSafeVideoPlayer